domingo, 4 de noviembre de 2012

PALABRAS DE ELISABET CINCOTTA SOBRE TERRESTRE


 

TERRESTRE

DE GUSTAVO TISOCCO
 

Todo libro de Gustavo es un festejo a la palabra. En este último libro, he encontrado a un poeta parado en un punto de madurez de la palabra donde avanza en un itinerario de vida, de su ser exterior e interior.

He sentido mientras lo leía la sutileza con que Gustavo expresa el itinerario de un hombre que posee todo aquel bagaje común a todos los hombres habitantes de este mundo, bagaje que se lleva, se disfruta, se duele, a veces pesa, otras trae luz.

Un poema primero marca desde ya al libro:

Me enseñaste las palabras/ que hoy escribo/ y me salvaste

Y es esto Terrestre un gran poema de vida con un texto último, legado de esta vida que como terrestre le toca vivir:

Si preguntan por mí digan siempre que defendí mis alas y mi cansancio

Poesía que estremece porque como siempre he dicho la palabra de Tisocco se hace propia, se transita desde él a uno-lector, que ha dolido circunstancias similares, es en ese punto donde aflora el sentimiento personal y uno-lector termina viviendo su propio trayecto.

La palabra de Gustavo nos deja el pensamiento inmerso en encontrarnos a nosotros mismos, es vida en poesía y por lo tanto bella.

Terrestre es un poemario que merece ser leído desde el sentimiento. Los invito a conmoverse con su palabra.

 

 

Elisabet Cincotta   

 

 

1 comentarios:

Anonymous Anónimo ha dicho...

Me agradó leer este comentario muy significativo y no me asombra la sensación emocional que deja el libro en Elisabet Cincota porque el autor viene trabajando su interior y la palabra en su justeza, desde años. No obstante su juventud hay madurez vivencial bien transmitida desde sus textos.
Por el libro, por el autor y la comentarista: Felicitaciones
Betty Badaui

5 de noviembre de 2012, 7:30  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal