miércoles, 25 de enero de 2012

Poema regalo deJuany Rojas


LA CASA DE MI AMIGO

Esa blancura
que me habla desde sus ventanas
ese cielo extendido
tan a lo largo
sobre esa blancura
y esos árboles
como asomados en el silencio
haciendo señas
a un pasado de niño gozoso
de casa gozosa
que se perfumó de risas
y de cálido aroma
Esa blancura
tan blanca
en medio de la penumbra
sin voces
sin niños
y sin embargo
tan casa
tan puerta generosa
Esa blancura
tan ayer y tan hoy
y tú
y los tuyos
tu intimidad
y tu infancia
como cristales relumbrando
en el blanco
que me susurra al oído:
“ Mocoretá…Mocoretá”

Juany Rojas



31 comentarios:

Blogger Gustavo Tisocco ha dicho...

Gracias querida Juany, te quiero...

25 de enero de 2012, 11:31  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Me parece verte, querido amigo, en esa casa generosa y pienso qué mejor homenaje para tu andar la vida, a cara limpia, que un poema de esa chilena magnífica.
Enorme abrazo a los dos
Betty Badaui

25 de enero de 2012, 11:45  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Un poema bello que habla de la blancura de tu ser generoso.
Una casa de puertas abiertas con la misma amplitud de tu alma.
Felicitaciones a quien lo escribió y gracias a quien comparte este regalo. Vos, querido amigo Gustavo.Vic

25 de enero de 2012, 11:49  
Blogger Isabel ha dicho...

"tu intimidad 7y tu infancia/como cristales relumbrando"/Estos versos tan logrados sobre todo tienen qie ver con la blancura y la transparencia de la hospitalidad y la amistad y la poesía en medio del silencio.Valioso regalo.
Isabel Llorca Bosco

25 de enero de 2012, 12:46  
Blogger Mónica Angelino ha dicho...

sin dudas que tu infancia como un sol blanco se presiente en tus poemas y Juany supo rescatar dese allí al poeta que sos.
Te felicito Juany, a ambos por darnos de comer como a los pájaros la blancura en las manos.

Besossssssss

25 de enero de 2012, 13:05  
Blogger ALICIA CORA ha dicho...

Paisaje recurrente el de tu infancia, paisaje de tu alma, paisaje de tu vida. Juany así lo entendió y lo reflejo en un poema maravilloso. Besos a los dos de Alicia Cora.

25 de enero de 2012, 13:33  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Qué ternura este poema de Juany, y qué merecido, Gus.
Esa blancura, tan ayer y tan hoy... y tu infancia...
Bellísimo.

Un abrazo para vos y para Juany.

25 de enero de 2012, 13:58  
Anonymous Anónimo ha dicho...

¡Qué placer leer el poema de Juany de una ternura increíble!
"Esa blancura tan ayer y tan hoy..."
Leerlo me produjo una alegría inmensa.
Juany, magnífica, y vos, merecidamente homenajeado.
Besos.
Alicia Márquez

25 de enero de 2012, 14:46  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Qué se puede decir. Juany es una gran poeta y conectar con la infancia y la casa de un amigo tan especial como Gus, es una ensamble perfecto. Besos amigos

Lily Chavez. (aparte me da gusto leer un mensaje de la querida Mónica)

25 de enero de 2012, 15:07  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Esa casa tan casa y ese poema tan poema y esa Juany tan Juany y ese Gustavo retratado en su Mocoretá natal.
¡Una fiesta compartida!
Mil gracias, Juany y Gustavo. Aplausos y besos para ambos.
María Rosa León

25 de enero de 2012, 15:14  
Blogger Marcela ha dicho...

¡Qué poema precioso! Me parece escuchar y ver entrelazadas la voz de Juany y las imágenes de Gustavo.
Abrazos para los dos.

25 de enero de 2012, 15:33  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Gus querido, la infancia , la casa de la infancia están grabados a fuego y aquellos seres queridos que a veces no estan, es un poema nostalgioso lleno de amor lo repito que bello¡
besos
maria elena tolosa

25 de enero de 2012, 15:43  
Blogger Nerina Thomas ha dicho...

"Gus" con su accionar del día a día, invita a llenarlo de amor a raíz de todo el que nos brinda.
Lo hace como los sabios, - en silencio -, de manera cautelosa, con maestría, humildad, iluminando con ese pedazo de cielo que habita en sus ojos.
Bello poema "Juany" , sentido, amoroso, desde tu mejor lugar.
Abrazo a ambos. Brindo con uds. por tanto afecto, derramado en letras.

25 de enero de 2012, 16:59  
Anonymous Sonia Quevedo ha dicho...

Poema lleno de imágenes, brillo, sentimiento y descriptivo por excelencia.
Va mi abrazo para los dos.
Gracias por el deleite que produce su lectura.

25 de enero de 2012, 17:03  
Blogger ignacio ha dicho...

No se puede escribir así, si no es desde lo mas profundo del corazón, merecido homenaje para un poeta de la estatura y calidad tuyas Gus, y como un ser humano incomparable
Gracias por compartirlo.
Ignacio

25 de enero de 2012, 18:10  
Blogger Benjamin Mejias ha dicho...

Esa blancura lo envuelve todo...
Muy hermoso.

25 de enero de 2012, 18:28  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Felicitaciones a ambos por la inspiracion y la pertenecia.
saludos
patricia corrales

25 de enero de 2012, 18:32  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Querido Gus,
es una caricia al alma este bello poema de Juany, imbuido de ternura, nostalgia y reconocimiento al poeta, al amigo.
Felicito y abrazo a los dos con el corazón.

Elisa Dejistani

25 de enero de 2012, 18:50  
Blogger Liliana ha dicho...

Qué hermoso regalo de tan hermosa poeta chilena (un encanto de persona)
Un verdadero privilegio, Gus.

25 de enero de 2012, 19:14  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Con toda la ternura del mundo, Juany te ofrenda este maravillsos poema que tan merecido lo tienes, querido Gus.

Jorge Luis Estrella

25 de enero de 2012, 20:14  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Siempre me ha llamado la atención el gran amor de Gustavo hacia su pueblo, su familia, su padre. Al ver esta fotografía el poema surgió espontáneo, no pidió permiso ni quiso ser corregido, simplemente brotó sin otra pretensión que demostrar mi cariño y agradecimiento a Gustavo. Se lo envié con pudor, "sólo para él" pero nuevamente el poema decide por sí mismo y opta por hacerse público, bueno, ¿qué más decir? gracias nuevamente, a Gus y a sus lectores, gracias por este espacio de amistad y de poesía.
Un abrazo
Juany Rojas

25 de enero de 2012, 20:30  
Anonymous Anónimo ha dicho...

hermoso poema inspirado en tu sencillez, tu generosidad y tu ternura, Gustavo, abrazo y abrazo, Alicia B. Pastore,,,

25 de enero de 2012, 20:35  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Cada casa guarda guarda en sus rincones la conexión con la infancia, en la tuya querido Gus
no se registran rincones sin luz,la del sol y la tuya propia, Juany simplemente... la vió.

Vaya para ambos un sentido abrazo.

Marta Lía Brossa

26 de enero de 2012, 8:03  
Anonymous Anónimo ha dicho...

UN POEMA LLENO DE AMOR,por el ser humano que sos Gus y por el lugar que contiene tanta ternura.
Te lo merecés
Abrazos
Anahí D.B

26 de enero de 2012, 12:25  
Anonymous Anónimo ha dicho...

David Antonio Sorbille dijo...
Querido Gus: Qué bellos versos tan merecidos por vos. Felicito a Juany por tan emotivo poema. Un abrazo a ambos

26 de enero de 2012, 14:04  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Bellìsimo poema homenaje a tu pueblo y a tu sencilla luminosidad, gracias a Juany por el poema y a vos por todo lo que nos das, besotes para ambos, Marìa Chapp

26 de enero de 2012, 18:51  
Blogger Leonor Mauvecin ha dicho...

Bello y conmovedor como tu entrañable persona
Abrazos y felicitaciones a Juanny

26 de enero de 2012, 18:52  
Blogger Ricardo Juan Benítez ha dicho...

Mis felicitaciones, Juanny, por este bello poema descriptivo y conmovedor. Para Gus, ¿que mas decir? Merecido regalo.

27 de enero de 2012, 4:49  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Qué hermosa poesía/agasajo!. De una gran ternura. Me encontré sintiendo la música que recorre sus versos.
Cómo no compartir la emoción de Gus ante la atenta escucha de Juanny a esa luminosidad y pureza de su infancia en esa casa, en ese pueblo, en ese río, con ese corazón de níspero que lo sigue habitando!.
Un abrazo enorme a Gus y a Juanny. Creo que todos nos hemos sentido acariciados por esta belleza.
Amalia Zacoutegui

30 de enero de 2012, 6:33  
Blogger ©Claudia Isabel ha dicho...

Juany,hermoso y tierno poema para nuestro querido Gustavo, a quien le debemos tanto por su dedicación...
no es extraño que el le escriba tanto a su tierra y la tenga presente; èl es asì, profundo y de raices fuertes
Un placer!

2 de febrero de 2012, 14:12  
Anonymous Anónimo ha dicho...

Tanta blancura resalta la casa escoltando la niñez, el triunfo del afecto rodeados de una aureola de árbol verde, el verde tan especial de tu Mocoretá.
Michou Pourtalé

4 de febrero de 2012, 17:36  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal